HUMO BLANCO

HUMO BLANCO

TODAVÍA NO DA EL ANCHO
Por Clemente Castro González


El candidato del Movimiento Ciudadano (MC), ARTURO DIEZ GUTIÉRREZ NAVARRO, podría hacer mejor papel en la actual contienda pero su campaña luce desangelada, carente de creatividad y con una agenda floja.

Y eso, el ex Alcalde de Victoria se lo debe, en parte, a su equipo de campaña.

Porque se ven lentos cuando se les presenta la oportunidad de publicitar a su candidato. Y conste que se trata de disque profesionales con experiencia importados de Nuevo León y, al parecer, de Guadalajara.

Sucede que bien pudieron utilizar la repetición constante que hizo ARTURO, durante el primer debate de aspirantes a la gubernatura, en el sentido de que “él sí había recorrido los 43 municipios del estado.

El desliz de la lengua pudo ser el soporte para crecer en cuanto a popularidad y seguidores.

No necesitaban mucho para hacer una especie de “judo mediático” con el tema que terminó por convertirse en material de burla en las platicas de café y en humor puntilloso reflejado en memes que circularon a lo lindo a través de redes sociales.

Sus genios en manejo de imagen y medios tenían ante si el pretexto para mostrar que, en efecto, DIEZ GUTIÉRREZ si hizo y hace proselitismo en los municipios de la entidad.

En corto tuvo que armarse una campaña de videos con testimonios, galerías fotográficas y textos cortos. Algo muy digerible mediante lo que se dejara constancia de que el abanderado del MC no solo sudo y suda la camiseta en territorio sino que las bases “lo aclamaron”.

La verdad es que el candidato también se mostró conformista ya que vio venir la estocada y no fue para evadirla y salir airoso.

Al dejar hacer y pasar desaprovecho el momento para demostrar que es capaz de salir adelante ante las contingencias.

Los tumbos de DIEZ igual se evidencian en el sacrificio de al menos un par de sus otrora jefes de prensa.

Quizá los que decidieron retirarse fueron ellos ya que no solo no le vean futuro al abanderado del MC sino que tampoco les cumplió los acuerdos monetarios por la prestación de sus servicios.

Y para no variar, el candidato emecista trata de jalar los reflectores basándose en publicaciones en medios en los que se señala que sus adversarios habían tenido relación con el crimen organizado, algo que no pasa de ser parte de las especulaciones y la guerra sucia.

En lugar de que ARTURO presente evidencias para respaldar la versión mediática, salió con la descabellada idea de pedir a sus contrarios que renunciaran a las candidaturas.

“Ternurita” dirán los “clásicos” frente a tamaña ocurrencia que solo muestra la falta de nivel político y de estrategia propagandística.

Pero nunca es tarde para que el prospecto a la gubernatura se olvide de esa “jalada” de partir de “cero” y reoriente su campaña con el propósito de afianzarse en el honroso tercer lugar.

A la buena y da la sorpresa y gana más puntos que los que registran en las encuestas.

Por cierto, los que traen sus datos son AMÉRICO VILLARREAL ANAYA, de la candidatura común Morena, PT y PVEM, al cual hay empresas

encuestadoras que lo ubican con 20 puntos de diferencia sobre su más cercano adversario.

En contraparte, el equipo de campaña de CÉSAR VERÁSTEGUI OSTOS, de la alianza del PAN, PRI y PRD, hizo circular una encuesta en el que su candidato habría rebasado a su contrincante en cuanto a las preferencias ciudadanas.

Falta por ver lo que determinan los votantes en las urnas pero en lo que no queda duda es que los adversarios con mayores probabilidades de relevar a FRANCISCO GARCÍA CABEZA DE VACA en la gubernatura, están metiendo el acelerador a para alcanzar el triunfo. Eso ya se ve y se siente.

Por cierto, desde el Instituto Nacional Electoral (INE) le acaban de tumbar un mensaje al PAN por considerar que se calumnia al candidato morenista.

Al menos ya dio señales el Instituto de que pueden actuar en tiempo y forma y no posterior a la contienda.

El reclamo, al menos de Morena, es que los organismos electorales no actúan de manera imparcial.

AL CIERRE

El hecho de armar manifestaciones para atacar a los contrarios no es algo nuevo.

Tales maniobras se hacen para tratar de hacer ruido y generar la percepción de que el personaje, que es objetivo de reclamos y críticas, incumple con sus deberes y compromisos.

Cabe precisar que esta embestida, aunque marginal, se la orquestaron al Alcalde de Victoria, EDUARDO GATTÁS BAÉZ, a fin de vender la versión de que el munícipe “no ve ni oye a sus representados”.

Lo grave es que aunque se les ofrece solución a los quejosos éstos lo que menos quieren es que los atiendan. Lo suyo es dar continuidad a la “agitación”.

En efecto, lo protesta huele a cobre y esto puede ser orquestado desde la General de Gobierno.

Por supuesto que se trata de fuego enemigo y en tanto que GATTÁS no dio su brazo a torcer ahí esta la reacción.

Así de turbia y perversa es la lucha por el poder.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí