HUMO BLANCO

HUMO BLANCO

LAS CUENTAS ALEGRES

Por Clemente Castro González


Lo expresamos en colaboraciones pasadas, cuando había administraciones panistas y una vez que el priismo regreso a “Los Pinos”: que lo mejor del Partido Revolucionario Institucional (PRI) era su muy sufrida militancia, principalmente los de la “vieja guardia”, porque valoraban el significado de sentirse parte de un instituto que incluye el concepto de “Revolucionario”.

Vale decir que, en la actualidad, igual quedan militantes y líderes que amacizan cuando se requiere ante sesgos de sus dirigentes de mayor jerarquía o los propios gobiernos emanados de su partido.

Y en cuanto a los sectores del tricolor, sin duda, lo mejor que tenían y quizá tengan, en cuanto a reivindicaciones y luchas en defensa de sus derechos, es la

Confederación Nacional Campesina (CNC).
De hecho en los comicios, la gente del área rural de filiación priista, fue la que no pocas veces sacó adelante a su organismo, cuando ponían candidatos carentes de arraigo, de escasas neuronas y que la única referencia que tenían de campo era por su practica del “golf”.

A la postre, los malos gobiernos priistas no apreciaron a la militancia y tampoco escucharon a los sectores populares por apegarse a los pudientes y solo usaron a los electores, en tiempo de campaña, para luego olvidarlos hasta la siguiente elección.

En realidad el abandono de las bases fue reiterado y éstas terminaron por cobrarse el agravio en las urnas.

Por ello, cuando escuchamos al dirigente del PRI, EGARDO MELHEM SALINAS, hablar de que el priismo empieza a recuperarse, al menos en las encuestas, y que su pronóstico para la próximas elecciones es que será de tercios porque traen una intención de un 20 por ciento de preferencias ciudadanas, nos lleva a pensar que se trata de la muy buena vibra del jerarca y sus cuentas alegres.

De ninguna manera es la intención hacer leña del árbol caído pero el propio MELHEM sabe que su partido esta poblado de operadores políticos “dobles” y que no pocos de sus cuadros distinguidos hace tiempo se pasaron al panismo o al morenismo, aunado a la división interna animada por los grupos de interés que se mueven en los principales municipios de la entidad.

A ello habrá que sumarle que el centralismo partidista, entiéndase la línea que viene desde la Ciudad de México (CDMX), goza de cabal salud.

Acaba de verse esto en la manera nada cortés y muy vertical en que le tumbaron a EDGAR a una de sus colaboradoras, la ex lideresa en la entidad del Organismo Nacional de Mujeres del Partido Revolucionario Institucional (ONMPRI), COPITZI YESENIA HERNÁNDEZ GARCÍA para colocar a OFELIA GARZA PINEDA.

De un plumazo y sin el menor cuidado de las formas, la dirigente nacional del Organismo de Mujeres, por cierto de origen tamaulipeco, MOSERRAT ALICIA ARCOS VELÁZQUEZ, le mostró el poder a su compañero de partido.

Lo que se dice en el ámbito doméstico del tricolor es que, tal movimiento intempestivo, se debe a la encarnizada rebatinga por los cargos de elección popular plurinominales que se repartirán los priistas, si la “diosa fortuna” los acompaña en los comicios por venir y logran colocar dos o tres legisladores en el Congreso local.

En ese sentido, el propio MELHEM que lleva mano para ser el número uno de la lista , dada su condición de dirigente máximo en la entidad, podría no estar 100 por ciento seguro de su arribo a la próxima legislatura, si se combinan decisiones cupulares y resultados electorales.

Significa que los prisitas siguen sin superar añejas inercias, entre éstas procedimientos antidemocráticos y los temores o incapacidad para ser la oposición nacional y estatal que deberían ser.

Habrá que observar lo que sucede en los meses por venir y, en principio, a que personajes mandan a la contienda electoral para competir en serio o hacerla de comparsa en apoyo a la causa panista o morenista.

Mientras tanto queda en suspenso si el Revolucionario Institucional ira de la mano con algún partido político mediante una alianza formal.

Sin duda será una mala inversión política si el alto mando priista ordena unirse con debilidades que, similar a tiempos idos, podría no arrojarle mayores dividendos.

En calidad de mientras el PRI, comandado por MELHEM SALINAS, entregó éste lunes, documentos para su validación por las autoridades electorales a fin de que expidan la constancia que les da el visto bueno para su participación en las próximas elecciones.

AL CIERRE

Es necesario que se haga eco de llamados como el de la regidora del Ayuntamiento de Victoria, ROSARIO RODRÍGUEZ GUTIÉRREZ, cuando pide a servidores públicos de Salud y del Ayuntamiento que se apliquen en cuanto a medidas preventivas en contra del Dengue.

Incluso hace un llamado a los ciudadanos para que “descacharricen” porque no se ve a los responsables de cumplir esa tarea y menos en acciones de fumigación.

Desde luego que le asiste la razón a la regidora, el asunto es que ella no pone la muestra. Sucede que no da evidencia de que haya pedido a la titular de Salud, GLORIA MOLINA GAMBOA, que se reúna con el alcalde, XICOTÉNCATL GONZÁLEZ URESTI, a fin de realizar trabajos en conjunto en bien de los victorenses.

Me late que a “Chayo” le empiezan a gustar los reflectores y se lanza para llamar la atención pero, en lo concreto, no respalda su “llamado” con gestiones específicas.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here