EL PATINADERO

UN DULCE DE ALGODÓN

Por Juan Antonio Montoya Báez


La amenaza está latente, en Victoria personajes preparan jabón y agua para poner sus barbas a remojar, después de las acciones declaradas por la Fiscalía Anticorrupción en contra de los ex funcionarios de la Junta de Aguas y Drenaje en Matamoros.
Esta paraestatal en la ciudad fronteriza es motivo de grandes y sistemáticos saqueos desde hace décadas, pero los ciudadanos exponen que la época más oscura se vivió bajo el régimen de la ex alcaldesa LETICIA SALAZAR RODRÍGUEZ, la hija del diputado y cacique azul, RAMIRO SALAZAR.
La historia expone los hechos, pues al frente de la Junta de Aguas, estuvo por varios años GUILLERMO DE JESÚS NIEVES REYES, pero la ex alcaldesa LETICIA empezó a presionarlo para poder saquear la dependencia.
NIEVES denuncio las irregularidades que existían, como mal uso de recursos para el mantenimiento preventivo, pero además se agrandaron las irregularidades como el aumento en los caídos y un servicio deficiente que provocó el enojo ciudadano.
Por esas razones renunció a la Junta de Aguas, pues no pretendía ser el cómplice del saqueo de la dependencia por parte de la familia SALAZAR.
RAMIRO era el verdadero gerente de la institución, a pesar de que en el papel LETICIA SALAZAR había colocado como titular a JOSÉ LUIS DE LA GARZA MELÉNDEZ.
Fue durante su administración cuando se vivió la peor etapa de corrupción, bajo el auspicio de LETICIA y RAMIRO.
La Fiscalía Especializada en el Combate a la Corrupción confirmó que JOSÉ LUIS y su gerente administrativo ALFONSO “N” confirmó que sus expedientes fueron vinculados a proceso por el juez de Control de la región judicial en Matamoros.
El ex gerente de la Comapa realizó pagos irregulares por cerca de dos millones de pesos, es la cantidad que hasta el momento han documentado, pero seguramente surgirán pruebas de otros saqueos y los nombres de nuevos cómplices.
El desfalco fue tremendo al grado de que dejaron de pagarse a proveedores, impuestos y cuotas del Seguro Social e Infonavit.
Los dos millones de pesos es una cantidad menor para todo lo que se asegura fue saqueado en la dependencia municipal.
En ciudad Victoria existe un gran nerviosismo entre algunos ex funcionarios de la Comapa, pues la situación es muy similar.
El saqueo de la dependencia, de acuerdo a la información dada a conocer por el actual gerente HUMBERTO CALDERÓN asciende a los 200 millones de pesos.
De hecho desde el anterior trienio, corrían versiones acerca de desfalco de 120 millones de pesos donde se involucraba el ex gerente ELISEO GARCÍA LEAL.
El servicio que presta la dependencia desde hace años es deficiente, con pagos pendientes por derechos a la Conagua, deudas de energía eléctrica, negociaciones con IMSS e Infonavit y con grandes esfuerzos de las actuales autoridades por nivelar la situación financiera de la Comapa local.
La Fiscalía contra la Corrupción parece recabar elementos para ver si se procede o no en contra de los ex funcionarios que se enriquecieron con el saqueo.
La decisión está en el aire sobre sí proceden o no en contra de los responsables de la crisis de la dependencia que afecta a miles de usuarios con cortes del servicio en cientos de colonias y fraccionamientos de la capital.
Es evidente la preocupación de ex funcionarios victorenses que disfrutaron de los recursos que saquearon la dependencia, llorarán como los mapaches que lavan su cara después de perder el dulce de algodón en las escasas aguas donde nace el San Marcos.
Bueno, por hoy es todo.
Adiós y aguas con los patinazos…
Contacto:
patinadero@hotmail.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here