EL PATINADERO

0
195

LA MEDIANÍA DE CHECO

Juan Antonio Montoya Báez


“Es muy triste, hay demanda en Mante, Ciudad Madero, Reynosa; son las tres que tenemos, entre las tres estamos hablando de 12 millones de pesos”, dijo el Presidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción, JESÚS ABUD.

Este texto corresponde a las notas que se publican en diversos medios.

ABUD informa que la Sedatu adeuda 100 millones de pesos a 120 constructores de distintos municipios,  con el agregado de que la dependencia no tiene ninguna preocupación por los empresarios abandonados por la federación.

Destacó que algunas constructoras no demandan por falta de recursos.

“Tendremos que gastar para cobrar un trabajo que ya hicimos, falta sensibilidad. Ya no vemos la manera en que Sedatu libere el dinero, ahí se están tirando la bolita, no tienen interés, que lástima”, puntualizó.

Sin embargo, otra información señala que la delegación de la Sedatu no había entregado mil millones de pesos a los municipios, por lo que enfrentaban demandas de los constructores.

El delegado federal que dejo varados a los constructores y casi en la quiebra fue SERGIO GUAJARDO MALDONADO, hayan sido cien o mil millones de pesos, lo cierto es que el comentario viene a la colación respecto a una aclaración que nos hizo el hoy presidente estatal del PRI respecto a una colaboración anterior que titulamos “El más voraz”.

En el escrito referíamos que GUAJARDO quedó a deber cientos de millones de pesos y que nunca pudo establecer una gestión para el pago de los adeudos ante su jefa ROSARIO ROBLES.

Los constructores no se atrevieron a tomar las carreteras, apenas unos cuantos, al parecer solamente tres de ellos, se atrevieron a interponer una denuncia en contra de los municipios y la propia delegación federal por el adeudo.

Además decíamos que los constructores que primero fueron beneficiados con los contratos habían pagado un 15 por ciento del contrato por agradecimiento, aunque después fueron perjudicados al haber concluido los trabajos, pero no recibir los pagos por su trabajo.

En ese sentido, SERGIO GUAJARDO MALDONADO, nos dice por WhatsApp, lo siguiente:

“Sólo para precisar, no fueron cientos de millones, quedaron pendientes algo así como 90 millones, y lo del 15% sería bueno que lo pudieras sustentar, no es justo sustentar trayectorias, siempre he vivido en la medianía”.

Tiene razón apenas fueron 90 millones y unas cuantas decenas de constructores los afectados, pero el fraude que se cometió con ellos puede ser desde mil a las decenas de millones de pesos, como en este caso. Sobre el quince por ciento que pagaban de compensación por los contratos, sólo es un trato en lo oscurito que todo mundo sabe que existe, pero no se comprueba, pues es una irregularidad como el que le agarra la pata a la vaca.

Sin embargo, el tráfico de  influencias siempre salta a la vista, si no basta revisar la lista de regidores en ciudad Victoria. Los que no llegan o quedan de suplentes es porque no tienen un hermano que vive en la justa medianía.

Después de todo su inhabilitación y despido de la Secretaria de Agricultura de Ganadería y Desarrollo Rural , Pesca y Alimentación por violación a las leyes y normatividad presupuestal seguramente fue consecuencia por vivir en esa justa medianía que hoy nos proclama.

Lo aceptamos nos equivocamos en la cantidad y los constructores que hablan del pago de compensaciones oscuras no lo pueden hacer público. Nunca violarán las reglas del juego, es como descubrir ante unos niños al Santa Claus en Navidad. La denuncia esta manos de un diputado federal tamaulipeco ante quien denunciaron el fraude.

Bueno, por hoy es todo.

Adiós y aguas con los patinazos…

Contacto:

patinadero@hotmail.com

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here