AGENDA PÚBLICA

0
79

“EL MIEDO NO ANDA EN BURRO”. REZA EL REFRÁN

Por Salvador Leal Luna


Pues ahí tienen ustedes que siete de doce gobernadores panistas en el país, han acordado trabajar con quien gane las elecciones este próximo primero de julio; es decir la presidencia de México.

Sin embargo, esto sin duda tiene dos aristas, la primera, al menos estos siete ejecutivos estatales de diferentes entidades federativas, donde se encuentra el de Tamaulipas, han visto que las cosas que ellos pensaban no les está saliendo, se han dado cuenta que las preferencias son para ya sabes quién.

En tanto, la segunda es un verdadero mensaje a su candidato a ese cargo de elección popular, me refiero a Ricardo Anaya, de quien ven que no ha podido remontar en todo este período y por lo tanto, con este acuerdo se han comenzado a la lavar las manos como “Poncio Pilato”.

Pero bueno dice el refrán que el “miedo no anda en burro”. Y esto, se considera un deslinde de estos siete gobernadores de los 12 emanados del Partido Acción Nacional, porque también a ojo de buen cubero, se desligan de su candidato que sigue, “no lo digo yo” una frase que uso el hoy gobernador y que ya no la he escuchado, sino las encuestas que lo ubican en segundo lugar.

Veremos que hacen los cinco restantes mandatarios estatales que no acordaron unirse a estos siete que han dicho que trabajaran con el que gane. Una reflexión tardía, pero es más para cuidarse las espaldas a partir de este primero de julio.

Por lo tanto, esto deja muy mal parado al Partido Acción Nacional y principalmente estos siete gobernadores que ya desde ahora, buscan meterse en la concha de un armadillo para protegerse de los posibles embates de ya sabes quién.

Esta acción, también puede ser de desesperación, porque como gobernadores, al menos el de Tamaulipas, se ha enfrascado con una personalidad de las confianzas de ya sabes quién que es Ricardo Monreal. Hoy junto con otros mandatarios estatales de índole panistas, han anunciado un bloque que trabajarán con quien gane la silla presidencial en México.

En fin, esto indica que el deslindarse de esta manera, como lo han hecho estos siete gobernadores panistas, habrá de pesarle a la dirigencia nacional de Acción Nacional, como de su propio candidato, porque no se considera un apoyo directo, ni moral, sino todo lo contrario, sino que lo están dejando ahogarse con su propia agua.

No sé, si este deslinde de los 7 gobernadores panistas, pueda que sea una traición a su partido, como a su propio candidato, porque en vez de haberse unido para seguirlo apoyando, se hacen un lado y ponen sus barbas a remojar, antes de sé sean cortadas. Creo, según mi forma de pensar que no es correcto, ni ético hacerse un lado, como lo han hecho al menos estos siete gobernadores del blanquiazul en el país.

También creo que al agua les llego al cuello, que se estaban ahogando y prefirieron desde estos momentos salvarse y ponerse a las órdenes de quien gane las elecciones presidencias este primero de julio en México. Por eso. “El miedo no anda en burro”. Reza el refrán.

Por hoy es todo.

HASTA LA PRÓXIMA.

Correo Electrónico.

leal6418-14@hotmail.com

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here