Precisando

0
114

Guty – Aliancistas – Chichí

José del Carmen Perales Rodríguez


El mejor legado que comenzó a diseñar y construir Agustín de la Huerta Mejía a partir de su llegada a la dirección general del Conalep Tamaulipas, sin temor a equivocarme, es la nueva imagen que tiene la institución y sobre todo sus egresados, quienes han pasado de sufrir el escarnio elitista a representar uno de los más importantes logros estatales en materia educativa.

A eso se suman los convenios con universidades y organismos del extranjero, así como el cambio de cultura organizacional, la mejora del nivel académico, la reducción de la deserción y el incremento de la matrícula que ha tenido este subsistema de educación media superior.

De la Huerta Mejía tuvo razón al señalar que el primer objetivo era sacudirse el lastre que representaban todos los chistes y malos comentarios hacia los alumnos, pero sobre todo el perjuicio a los egresados, echándose a cuestas la tarea de darles un plus junto a sus docentes a través de estrategias que hoy ubican a Conalep Tamaulipas como un caso de éxito en el país.

Como responsable de este organismo público descentralizado, Guty ha logrado suscribir convenios de colaboración con la Universidad Estatal de Texas (Texas State University), para certificar a sus docentes en el idioma inglés; así como con la Universidad de Texas A&M (Texas A&M University) para que en ella estudien los egresados de Conalep, a un costo de sólo 500 dólares del semestre, que dista mucho de los entre diez y 20 mil dólares que cuesta normalmente.

Con aportes de este tipo puede asegurarse que Guty ha cumplido con la encomienda que le ha dado el gobernador Francisco García Cabeza de Vaca, en un área en que en los últimos meses han permeado los desacuerdos entre las partes sindical y oficial, pues una parte importante del organigrama educativo no ha entendido que sólo trabajando en equipo podrán sortear todas las dificultades.

De entre todo esto habrá qué destacar la madurez con que De la Huerta Mejía ha desempeñado su puesto, pues ha sabido sortear la distracción que suele causar ser considerado candidato con la atingencia y aplicación en su encomienda, sin que un objetivo estorbe al otro, pero también sin perder de vista las metas que tiene, o sea ha cumplido y se ha disciplinado.

APUNTE.- El pasado sábado el Partido Nueva Alianza registró a Hilda Santana Turrubiates y Oscar Martín Ramos Salinas como candidatos al Senado, quienes llevan como suplentes a Joselen Hamer Perales Espinosa y Juan Carlos Olivares Guerrero, respectivamente.

La fiesta turquesa que vistió los alrededores del paseo Pedro José Méndez, fue lo suficientemente visible para considerarlo como el músculo aliancista, con todo y que se trataba de un fin de semana largo, puente que además estuvo acompañado por el pago de la primera quincena de marzo.

Los trabajadores de la educación con todo eso estuvieron acompañando a quienes podrían convertirse en sus representantes en la Cámara Alta, siempre y cuando se enfoquen y se sumen en ese objetivo que nunca en su corta historia ha conseguido ese instituto político.

Los docentes tamaulipecos saben que en Ramos Salinas tienen al mejor activo pues cuenta con un palmarés difícil de superar, tanto en el ámbito político como en el desempeño sindical, lo que sin duda será un factor importante para el consenso a la hora de sufragar.

PENDIENTE.- Sin duda que le traerá más beneficios que perjuicios a Eduardo Garza García, el famoso “Chichí”, pelear por sus derechos partidistas, sin embargo creemos que por ahora debe imperar la disciplina y continuar con la talacha.

Aquí los veo, leo y escucho: @JosdelCarmenPR / pr_jc@hotmail.com

 

Compartir
Artículo anteriorDESDE LA BANCA
Artículo siguienteExpediente

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here